Martín Amado Martínez M
CNP: 11806

Email: redaccioncdv@gmail.com


 

#SOSVenezuela

Ciertamente Venezuela es un país insuperable en cuanto a las potencialidades que posee, porque en turismo acostumbramos a referirnos a las debilidades como potencialidades, con la finalidad de cambiar la óptica negativa de la realidad, convirtiéndola a través de esa palabra: “potencialidad”; en un elemento esperanzador, que hable de futuro, que huela a esperanza, a posibilidad de desarrollo, pero con la convicción de que en algún momento esas potencialidades se pudieran transformar en realidad, y que el desarrollo turístico de Venezuela pudiera ir de la mano con la mejora paulatina de la calidad de vida de los prestadores de servicio directo, indirecto y por ende de todos los venezolanos en general.


Con el pasar de los años son más las “debilidades” que se suman a las que ya existían, motivadas a la desidia de todos los gobiernos que ha tenido nuestro país y elevada en su máxima expresión con el actual. Una “revolución” que premia el servilismo, la incapacidad y la ignorancia; una revolución “bolivariana” que da vueltas en círculos como un perro que se persigue la cola, con un discurso que no cambia nunca y que se basa en echarle siempre la culpa a alguien más por lo que tenemos o dejamos de tener y en cuyos principios se refleja como la antítesis de lo que Simón Bolívar soñó para su pueblo, pues esta es una revolución que descansa en la opresión.

Gobernantes con millones de dólares en cuentas extranjeras y propiedades en diferentes rincones del mundo, la corrupción desbordante como nunca antes, la inseguridad e impunidad a la orden del día y la misma soberanía nacional pendiendo de un hilo, pues quienes dirigen las fuerzas armadas son militares cubanos. Esa es la realidad con la que se encuentran quienes visitan nuestro país y corren con la suerte de no hacerse parte de las cifras de muertos, pues la labor del Estado terrorista ocasiona que 25 mil personas por año pierdan la vida, por causa de una inseguridad contra la que no se pone mano dura, sino todo lo contrario.


Caminos de Venezuela nació en 2005, con la finalidad de mostrar a Venezuela como multi-destino turístico en el mundo y antes ofrecía espacios publicitarios a los prestadores de servicio, pero ahora representa algo distinto, se trata de un sitio a través del cual el mundo puede ver que Venezuela es mucho más que una vil forma de gobernar, basada en la misma revolución cubana que ha mantenido oprimido por casi 60 años a su propio pueblo y que lo único que quiere de nuestra tierra es la sangre negra que corre bajo su suelo, el petróleo, mientras nuestros hospitales carecen de insumos, mientras continuamos siendo un país que necesita importarlo todo pues cada vez son más las empresas que ahogadas deben bajar la Santamaría para siempre, porque desde que llegó la “revolución” en Venezuela no se produce ni papel higiénico.


Vialidad, infraestructura, capacitación para la oferta del servicio es simplemente una parte de la inversión que se requiere para conseguir el verdadero desarrollo turístico de Venezuela, pues la sostenibilidad se cae cuando el elemento principal, como lo es la seguridad, se escapa de las manos del gobierno como si fuese responsabilidad de alguien más, por lo menos es algo de lo que la “revolución” no tiene a quien culpar, como es su costumbre. Por una vez me encantaría que dejaran de hablar tanto y se dedicaran a generar cambios palpables y positivos para el pueblo, dejando de sembrar odio y resentimiento como respuesta a su creciente desidia.


Aún hoy los más positivos así como quienes apoyan al actual gobierno venezolano dirán: “Bueno, pero aún podemos recorrer los Caminos de Venezuela”, y seguro que si se puede, pero en 4X4 por el mal estado de la vialidad y si está blindado mejor, pues cualquiera que maneje un vehículo grande y bonito está en la cola para ser la próxima víctima, a menos que trabaje para el gobierno y cuente con sus respectivos guardaespaldas. Esto es Caminos de Venezuela, no aceptamos anunciantes ni nos mantiene la CIA, mi sitio web es un tributo a mi país. #SOSVenezuela #PrayForVenezuela

 



 
 
COPYRIGTH 2005 © TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS WWW.CAMINOS DE VENEZUELA.COM. DISEÑADO POR EA MEDIOS DIGITALES.